CONSIDERAR PARA SER UN BUEN PROFESIONAL

 En Noticias

En nuestro país, estudiar no es una posibilidad que tienen todos, sin embargo, contar con un título profesional no es sinónimo de que la búsqueda laboral será más sencilla, pues debes tener presente que el aprendizaje no termina en el aula.

Una persona con o sin estudios, debe estar constantemente avanzando, aprendiendo, perfeccionándose, creciendo como persona y trabajador, ser profesional no lo otorga sólo un título, así que, si pudiste estudiar o no, cualquiera sea tu condición, considera estos puntos para ser un buen profesional en cualquier cosa que hagas:

1. Debes estar atento al mercado. Infórmate de las novedades de tu área, mantente actualizado en tus conocimientos y atento a lo que esperan o buscan en tu cargo.

2. Reconoce tus debilidades.

Intenta siempre autoevaluarte y reconocer qué podrías mejorar y trabajar en ello, considera que esta evaluación debe ser a nivel profesional y personal. ¡Siempre hay algo que mejorar!

3. Reconoce tus fortalezas.

Tener claras tus fortalezas sirve para poder transmitirlas. El reconocer tus habilidades, aporta también a tu autoestima, la cual siempre debes cuidar.

4. Adquiere competencias transversales.

Hay competencias que debes tener como trabajador, que son independientes de las labores que desempeñes, que aportarán en el clima laboral de tu equipo y en tu crecimiento como persona. Entre estas, considera importante:

– Tu capacidad de trabajar en equipo.

– Preocúpate de la forma en que te comunicas pues debes lograr una comunicación efectiva.

– No olvides lo importante que es estar en aprendizaje constante.

– Debes ser responsable con los compromisos que adquieres.

– Considera los conflictos que se presentan como una posibilidad de aprender a afrontar situaciones similares positivamente. Los conflictos se deben resolver con el menor impacto posible, para esto ayuda siempre realizar un análisis de las situaciones, pensar en lo que ocurrió, el motivo que lo gatilló, qué hiciste para resolverlo y los resultados obtenidos. Siempre podrás rescatar de una mala experiencia aprendizajes que te aportarán en el futuro y si puedes conversarlo con tu equipo servirá de ejemplo para todos.

5. Mantente motivado. Intenta fijar metas a corto, mediano y largo plazo. Es necesario que estés motivado en todo lo que realices, cada paso laboral debe sumar en tus planes y deben tener una razón de ser, incluso puedes estar haciendo algo que hoy no te guste mucho, pero si es parte del camino que hay que transitar para lograr tus objetivos, valdrá la pena.

Últimos Artículos

Déjanos un comentario